Ofreció un sillón por internet: Fue engaño. Pagó vestido de 15 años pero nunca le llegó

 

Una mujer que pretendía vender un sillón por internet fue víctima de una estafa en medio de la operación comercial. Primero, la llamó un supuesto comprador que simuló transferir el dinero. Pero después adujo un error y la condujo hasta un cajero. Con los datos tomaron un préstamo online y movieron esa plata a otras cuentas. Un fallo civil condenó al banco.

La sentencia es de primera instancia y aún no está firme porque puede ser apelada. Sin embargo, receptó el reclamo de la cliente y condenó al banco Patagonia por la falla en el deber de seguridad dentro del contexto de la Ley de Defensa del Consumidor. La entidad deberá devolverle el monto del préstamo y también indemnizarla por daño moral y daño punitivo, que es una multa civil.

El fallo consideró que eran reiterados los casos de estafas bajo la modalidad de préstamos online. La clienta sostuvo que publicó un sillón en internet y que un hombre se comunicó interesado en el artículo. El supuesto comprador invocó cuestiones de seguridad para no trasladarse con el dinero y por eso le pidió su cuenta bancaria.

Primero, simuló una transferencia pero después la volvió a llamar y le explicó que había existido un error y que la iban a llamar de su banco para solucionarlo. Enseguida se comunicó con ella una supuesta oficial de cuentas que se presentó como trabajadora del banco Galicia. Mediante engaños, la condujo a un cajero y le solicitó información. Con esos datos obtuvieron un préstamo virtual y transfirieron ese dinero a otras cuentas.

La damnificada hizo la denuncia por estafa en una fiscalía de Bariloche y luego inició el juicio civil. El fallo de primera instancia fijó un resarcimiento para compensar el daño causado.

Fuente: Dirección de Comunicación Judicial – Poder Judicial de Río Negro

Pagó el vestido de la fiesta de 15 pero nunca le llegó

Una mujer de San Antonio Oeste encargó un vestido para el cumpleaños de 15 de su hija a través de un local de Córdoba vía WhatsApp. Una vez que seleccionó el atuendo, realizó el pago de las cuotas acordadas mediante transferencias. Sin embargo, a pesar de haber realizado los pagos, nunca recibió el vestido y el propietario del local no respondió a sus llamadas.

Después de realizar los pagos, la mujer debía proporcionar las medidas de su hija para la confección. Mantuvo una comunicación fluida con la tienda “Muy Americano”. Sin embargo, al no recibir el vestido en la fecha acordada, la mujer comenzó a reclamarle repetidamente la entrega.

El dueño del local puso diversas excusas, pero le prometió el vestido llegaría puntualmente. Sin embargo, un mes después, el demandado dejó de atender sus requerimientos y no respondió a ninguna comunicación más. El cumpleaños se llevó a cabo con otro vestido.

Ante la falta de respuesta la mujer inició formalmente un reclamo administrativo ante el Departamento de Defensa del Consumidor de la Municipalidad de San Antonio Oeste. Dado que el demandado no respondió, inició una demanda de menor cuantía ante el Juzgado de Paz de San Antonio Oeste.

La jueza de Paz, en su fallo explicó: “El daño causado no solo abarca el perjuicio sufrido por la actora en su patrimonio, correspondiente al pago efectuado en el año 2022, más los intereses devengados, sino también las frustraciones padecidas y disgustos causados. No hay duda de que todo esto ha generado un daño que debe ser resarcido”.

En consecuencia, el Juzgado de Paz condenó al dueño del local a pagar a la clienta aproximadamente 400 mil pesos más intereses.

Fuente: Dirección de Comunicación Judicial – Poder Judicial de Río Negro

About Raúl Díaz

Check Also

Le robaron la camioneta a punta de pistola: un seguro no quiso cubrir el hecho

  Una mujer oriunda de Viedma sufrió el robo de su camioneta Amarok en el …