“Tenemos mucha experiencia en organizar el trabajo, pero mucha irresponsabilidad”

 

Tenemos a gente con mucha experiencia en organizar un grupo de trabajo. Y sobre todo, mucha irresponsabilidad. Por ejemplo la cuadrilla de compañeros trabajadores:

El compañero Giménez conduce el móvil, mientras el compañero Guerrero le ceba mates.

En la caja del camión Bedford 1962 los compañeros: Quintana, Robledo, Soto, Marías, López, Pesarese, Caballero y Bisonte improvisan otra ronda de mates y varias de truco.

El viaje toma tres horas y media, con un promedio de velocidad de 31,3km/h.

Llegado al lugar de trabajo, los compañeros Giménez y Guerrero entran en descanso: Giménez cansado de la conducción y Guerrero, de cebar mates.

Los compañeros Quintana, Robledo, Soto, Marías, López, Pesarese, Caballero y Bisonte descienden de la comodidad del chapón del Bedford 62 con las ventanas improvisadas por el óxido.

El compañero Quintana, quien ganó varias manos del mentado juego de naipes, procede a hacer el relevamiento de campo… con el fin de determinar la ubicación del asador.

Los compañeros Robledo Soto y Marías (los perdedores del truco)  proceden a efectuar las compras de insumos para abastecer la parrilla, a saber: Robledo compra el carbón, Soto los cortes de falda y Marías compra la damajuana de vino tinto.

De vuelta en la zona de trabajo con los insumos parrilleros, el compañero Bisonte se prepara para descargar las herramientas para realizar un trabajo de soldadura, dado que es el único que tiene la faja abdominal de esfuerzos.

Mientras, el compañero Caballero, digno representante del sindicalismo argentino, se pone en comunicación con sus bases gremiales, para improvisar las explicaciones por lo que el trabajo se extenderá por el doble de tiempo programado.

Los compañeros López y Pesarese, serán los encargados de generar un fuego intenso para cocinar la citada carne.

Promediando el medio día. La cuadrilla se encuentra abocada a la labor: con una mano el tenedor y con la otra el cuchillo.

Siendo las 16 horas, la cuadrilla se presta a desarmar el obrador, siendo que se encuentra cumplido la jornada laboral.

¿Y la soldadura del caño?

-A nooooo, el compañero Bisonte cuando cargó el camión, olvidó el alargue. Por lo cual, la cuadrilla no disponía de energía eléctrica para el proceso de soldadura.

100 por ciento ineficientes!

Texto con humor: Pini Raúl (difundido en  sección comentarios de la página de Facebook de masrionegro)

Foto ilustrativa (quienes aparecen no tienen que ver con el grupo de “trabajadores”. Todo con humor, nada más

Acerca de Raúl Díaz

Ver también

Hallaron los cuerpos de los jóvenes que se ahogaron en el Dique Ballester, Alto Valle

Estaban desaparecidos desde el domingo pasado. Tenían 19 y 23 años. El hallazgo se produjo …