Historias de miedo: En el Alto Valle muchos hablan del fantasma de la “Curva de Guerrico”

 

Siempre que se menciona la presencia de un “fantasma” es inevitable pensar en milagros, percibir escalofríos o  ser invadido por la intriga y el temor que provoca.  Es interesante, no obstante, expresar que en numerosas ocasiones me he referido en mis relatos a fantasmas y espectros, pero debo reconocer también que no han sido pocos los lectores que me han acercado historias vinculadas al tema.

Según cuentan amigos del Alto Valle que se muestran interesados y siguen las leyendas o mitos, esta surge ante la desaparición de una joven muchacha como de 20 años, que rodeada del más extraño misterio sin dejar rastro alguno, ni pistas sobre su paradero, aunque algunos aseguran que para la fecha que se denunció su ausencia, la vieron caminar por calles que conducen a las chacras en la zona de Guerrico.

Pero, esta no es la única historia sobre la joven desaparecida que vinculan con la “fantasma”, ya que los que aseguran haberla observado a la vera de la ruta en el sector conocido como “la Curva de Guerrico”, en la ruta 22, afirman que la visión de la misma se produce generalmente durante horas de la madrugada y especialmente en épocas de mucha  actividad, cuando se registra el mayor tránsito.

Uno de los hechos que confirman que algo anormal ocurre en la curva de Guerrico, lo han marcado los propios  integrantes del cuerpo de seguridad vial, quienes en sus informes afirman que en los últimos años han notado un notable incremento en la cantidad de accidentes en ese sector de la ruta 22 (VER FOTO).

Ello, es así aseguran también, a pesar que en ese sector el estado de la ruta está en buenas condiciones, al igual que el sistema de iluminación, lo que permite deducir que los accidentes responden a otras razones, incluidas las consideradas sobrenaturales.

Surge entonces, lo que afirman numerosos testigos, que aseguran haber observado a la vera de la ruta, luego de dejar atrás la curva mencionada, a una joven luciendo un vestido blanco corto, exhibiendo una acentuada palidez en su rostro y caminando con alguna dificultad, como si lo hiciera luego de haber bebido en exceso.

Muchos testigos, en su mayoría automovilistas y camioneros, que han dado testimonios de haber observado  la figura de la mujer fantasma, coinciden que al encontrarse con dicha imagen y al sorprenderse por tal motivo, sufrieron un momento de distracción y estuvieron a punto de sufrir un accidente y, si bien muchos pudieron evitarlo, no todos lo lograron.

No son pocos los que opinan además que el fantasma de la mujer que por allí se aparece, podría ser el de la joven que desapareció misteriosamente en la década del 90 y algunos comentarios agregan que también por aquella fecha fue  hallado en ese sector el cadáver de una joven violada.

Otras versiones que aportan más dramatismo aún hablan que algunos taxistas que circularon por el lugar levantaron a una joven y posteriormente aparecieron muertos, motivo por el cual habían hecho correr la voz para que en esa zona no se detengan a levantar pasajeros. Versiones similares circulan respecto a que igual suerte corrieron también camioneros, quienes detuvieron su marcha para auxiliar a la jovencita y coincidentemente aparecieron muertos.

Entre las historias que hacen referencia a la joven mujer, se cuenta asimismo que por la época señalada, una muchacha salió de un local nocturno de la zona en evidente estado de ebriedad y alguien se ofreció a llevarla en su automóvil hasta su casa, pero en el trayecto intentó abusarse de ella. Al recobrar su sobriedad la joven se defendió, pero el hombre la golpeo y finalizó su ataque ahorcándola.

Otro extraño relato se le atribuye a un chofer de colectivo que contó que al viajar solo una noche por ese lugar, observó a la chica a la vera de la ruta, pero como conocía la leyenda no la levantó.  Su sorpresa fue que a los pocos minutos de marcha la joven apareció sentada en los últimos asientos del colectivo, lo que lo puso sumamente nervioso.

Narró además que ante la extraña situación no atinaba que hacer, por lo que decidió ignorarla y seguir la marcha hasta el lugar destinado a guardar los colectivos. Conto también que una vez que estacionó la unidad, dirigió su mirada hacia el sector donde la había visto sentada y ya no estaba.

Un relato de características parecidas se le atribuye a un camionero que al ver a la chica caminando con dificultad en horas de la madrugada, paro el vehículo y se ofreció a ayudarla, aunque reconoció tener temor que alguien apareciera y lo asaltara.  Pasado un rato y cuando la mujer parecía que reaccionaba, le preguntó si podía hacer algo por ella, y la muchacha respondió si la podría llevar hacia donde él vaya.

El camionero completó el relato afirmando que si bien estaba algo confundido y con una sensación de temor inevitable, acepto llevarla, subieron ambos al vehículo e inició nuevamente la marcha y a los pocos minutos de viaje la joven que ocupaba el asiento del acompañante no estaba.

Se cuentan también otras historias por el estilo y abundan aquellas que afirman que muchos viajeros que transitan solos por el lugar, han comprobado que al pasar la “Curva de Guerrico” advirtieron a la mujer sentada a su lado por pocos segundos y también en muy breve tiempo desaparecer generándoles un temor muy difícil de explicar o describir.

Texto: Eduardo Reyes, escritor y periodista

Las Grutas – Rio Negro

 

Acerca de Raúl Díaz

Ver también

Alertan por nueva forma de estafa: Crean webs falsas de hoteles de Las Grutas

  Parecen seguras, inician con https:// pero sus contactos son teléfonos falsos desde donde realizan …