Joven ingeniero de Viedma diseñó vehículo eléctrico útil para asistencia médica en playas

El flamante ingeniero mecánico viedmense César Gómez Elfi diseñó un vehículo de asistencia médico-sanitaria eléctrico con aptitudes 4X4 todo terreno, principalmente para utilizarlo en playas de la costa marítima y otros lugares de difícil acceso.

El proyecto fue definido “Diseño preliminar estructural de vehículo eléctrico para emergencias médicas con aptitudes todo terreno”, con el cual se recibió el 18 de diciembre pasado.

“Soy de Viedma, conozco la zona y, por eso, el proyecto surgió en El Cóndor como medio para acceder rápido a la playa con un vehículo ante cualquier emergencia por asistencia médica”, dice Gómez Elfi. “Es un plan amigable con el medio ambiente porque se trata de un vehículo de propulsión eléctrica para accesos difíciles y que se podría adaptar a todo tipo de terreno”, agrega de un trabajo que piensa concretar desde el año 2018.

“Hubo que buscar mucha información y consultar con profesores para encontrar y definir una tecnología apta”.

Agrega que una de las ventajas del vehículo es sus dimensiones similares a una ambulancia convencional, pero con un despegue de todo terreno. Muy estable y con una ingeniería básica, con autonomía de 40 kilómetros en terreno difícil.

A continuación algunos aspectos del extenso trabajo escrito que presentó César ante profesores de la Universidad Nacional de La Plata.

El punto de partida de este proyecto surge con la incógnita de cómo se realiza en Argentina, más precisamente en las extensiones de playas y espacios naturales, el rescate de una persona que allí se encuentre y que requiera una asistencia médica, tomando en consideración la accesibilidad que se dispone, el terreno que lo conforma y las distancias a las cuales se encuentre el centro de asistencia más cercano.

En la actualidad, pocas son las opciones que se encuentran para cubrir la asistencia médica en este tipo de zonas, las cuales radican en la adaptación de vehículos de carga, concebidos para otro tipo de trabajos y como es de esperarse, utilizando combustible fósil.

Es por esto que en el presente trabajo se opta por elaborar un diseño preliminar de vehículo eléctrico capaz de cumplir con las demandas de esta problemática. Es un hecho que el futuro del transporte se encuentra enfocado en la tecnología eléctrica: la versatilidad y el aprovechamiento energético que brinda esta tecnología la hace la opción más viable respecto al cuidado del medioambiente.

Este trabajo, al ser el inicio de un proyecto más amplio y abarcativo, deja fuera varios temas de interés, como por ejemplo los medios de recarga del vehículo y elementos de regeneración energética, entre otros, temas disponibles para trabajos futuros.

Este proyecto nace de la propia iniciativa tomando en consideración la variedad de terrenos donde la población realiza actividades de esparcimiento, ocio, deportes, entre otros, dentro de los cuales la mayoría de las veces el acceso es complejo, e incluso imposible con vehículos utilitarios estándar.

En la actualidad, los vehículos destinados a cubrir emergencias médicas son adaptaciones de vehículos utilitarios de serie, los cuales están diseñados para transportar cargas de peso considerables (por encima de los 1.000kg), con un esquema de suspensiones configurado para calles de asfalto, o en su defecto, para caminos mejorados.

Existen casos particulares en los cuales el vehículo base no es un utilitario, sino que es trata de una pick-up, la cual se adapta para la asistencia médica. Es el único caso en el cual la tracción es 4×4, y tiene aptitudes todo terreno, pero no deja de ser un vehículo concebido para trabajo pesado, adaptado a una tarea para el cual no fue concebido. Sumando a esto, se toma en consideración que los lugares mencionados al inicio resultan ser espacios naturales, por lo que la tecnología propulsión eléctrica es indudablemente la mejor elección en pos de la preservación del medioambiente.

PRESTACIONES REQUERIDAS DEL VEHÍCULO

A partir de la normativa nacional vigente aplicable a este tipo de vehículos (IRAM 16030) se caracteriza al vehículo proyectado en la categoría A1, definida como vehículo de traslado de pacientes. El mismo está concebido como ambulancia terrestre destinada a utilizarse en situaciones extremas de terreno y su única función es el transporte del paciente hasta lugares apropiados para la asistencia sanitaria.

 

 

 

 

Acerca de Raúl Díaz

Ver también

Economía de Río Negro aprobó contrato directo con abogados por emisión de bonos

  El ministro de Economía de Río Negro, Luis Pablo Vaisberg, aprobó el procedimiento de …