Inicio Destacados Catriel: Enfermera postergó jubilación para luchar al virus. Roca: Donación de presos al hospital

Catriel: Enfermera postergó jubilación para luchar al virus. Roca: Donación de presos al hospital

 

Ana Escobar es enfermera y operadora terapéutica del hospital de Catriel y este año, después de 32 años de servicio, estaba a punto de jubilarse. El amor por su profesión hizo que en el contexto actual y, teniendo la posibilidad de realizar trabajo desde su hogar, decidiera continuar asistiendo y ayudando a sus compañeros en la lucha contra el coronavirus.

Debido a que Ana es una persona mayor, considerada dentro del grupo de riesgo, se le ofreció la posibilidad de quedarse en su casa y completar el tiempo para su jubilación a fin de preservar su salud. Pero, la enfermera decidió rechazar esta propuesta por el amor a su profesión y continuar acompañando a sus compañeros.

“Me dieron la oportunidad de jubilarme y quedarme en casa, pero yo dije no. A mí me gusta mi profesión es lo que realmente amé toda mi vida”, expresó Ana.

Ante este planteo se le otorgó la posibilidad de trabajar a domicilio con pacientes de internación domiciliaria y patologías leves. De esta manera, ella podía seguir brindando atención y a su vez colaborar con el recurso humano del hospital que ante el contexto actual es un aspecto muy afectado.

El trabajo que realiza esta enfermera es admirable, tanto como su compromiso y amor a la profesión. “Trabajo desde la mañana hasta la noche, pero lo hago con mucho gusto, adoro mi profesión y gracias a Dios todavía puedo hacerlo”, remarcó emocionada.

“Son varios los domicilios a los que asistimos, he llegado a recorrer 30 domicilios”, agregó.

Ana forma parte del numeroso grupo de personal de Salud rionegrinos que, impulsados por su dedicación y devoción por la salud, deciden llevar su oficio más allá y realizar una labor más personalizada para aquellos pacientes que no pueden acercarse a los centros de salud. De esta manera, fomenta, refuerza y asegura el derecho a la salud pública a todos los vecinos de su comunidad.

Gesto solidario de presos al Hospital de Roca

En este difícil momento que se vive por la pandemia del covid19, desde la Delegación General Roca del Instituto de Asistencia a Presos y Liberados (IAPL) del Ministerio de Seguridad y Justicia, tuvieron un gran gesto entregando diferentes elementos e insumos de bioseguridad para el Hospital Dr. Francisco López Lima de esa localidad.

La coordinadora del IAPL de General Roca, Daniela Videla, explicó que la actividad solidaria se enmarca en el proyecto “Abrazando a la vida” que se inició en el contexto de pandemia.

A partir de insumos como tela de paño, friselina, hilo, agujas y tela reciclable, recibidos desde el Ministerio, se articuló una red con la Iglesia Ministerio de Restauración Casa Pan de General Roca y se comenzó un trabajo con personas que participan de la misma además y con integrantes del propio IAPL.

“También con el establecimiento Ex Maruchito, anexo del Penal 2 de General Roca que suelen facilitar jabón líquido. Nosotros les facilitamos telas y hacemos un intercambio de insumos para realizar distintos elementos  para diferentes áreas del hospital local y para los internos del Ex Maruchito”, señaló Videla.

Fue así que en los últimos días se entregaron en el área de Neonatología del nosocomio roquense: dos bolsas de ropa para bebé, 24 toallas de paño tamaño estándar, 22 toallas de paño tamaño para bebé, y 10 paquetes de pañales de diferentes tamaño.

Por otro lado, para la unidad de terapia intermedia se destinaron 20 toallas de paño tamaño estándar y 40 barbijos para personas o familiares de las personas internadas.

Videla recordó que en su momento se entregaron camisolines para los profesionales además de barbijos y ropa para Neonatología: “En este momento armamos bolsas de ropa para bebé, con las telas las mujeres de la Iglesia  pudieron hacer varias toallas de distintas medidas, algunas específicas para Neonatología con algunos detalles como para los bebés y otras comunes, tamaño estándar para las salas de terapia intermedia”.

Aparte de lo mencionado, con las telas distribuidas en el Ex Maruchito, se confeccionaron 60 toallas para las personas de ese establecimiento.

“Estamos aportando nuestro  granito de arena, de manera solidaria hay gente que quiere colaborar y lo que hacemos es coordinar esa red acá y podemos llevar los insumos a la gente”, indicó Videla quien agregó que en todo este tiempo también se hicieron barbijos para las comisarías de General Roca.

A su vez, aseguró que se seguirá trabajando para continuar esta tarea llegando hacía donde más se precisa con la provisión de elementos necesarios para la seguridad y la prevención.

Texto y foto: Prensa Casa de Gobierno de Río Negro

Acerca de Raúl Díaz

Ver también

Matanza de especies emblemáticas: En Viedma buscan imponer multar a autores

  El gobierno de Viedma confirmó la presentación de una ordenanza que multará la matanza …