Inicio Destacados Aconsejaba por radio sobre inversiones y se fugó con 500.000 dólares de 20 víctimas

Aconsejaba por radio sobre inversiones y se fugó con 500.000 dólares de 20 víctimas

Daniel Viglione tenía un programa de radio en Mar del Plata en el que hablaba de inversiones. Y donde invitaba a invertir en un negocio que manejaba desde una oficina. Ahora está prófugo.

Se dirigía a sus oyentes con un arrogante tono de erudición que terminaba ayudándolo a lograr sus objetivos: una mayor audiencia –porque además de su programa en la radio tenía “micros” en otros horarios en los que analizaba “economía y mercados en tiempo real”– y tener más clientes, a los que atendía en su oficina particular. Allí, los asesoraba sobre finanzas y les ofrecía invertir su dinero con la promesa de obtener suculentas ganancias.

Ponía como condición que el capital no fuera inferior a los u$s 10.000. De esta forma se hizo de una millonaria cartera de inversores que ahora lo buscan sin descanso: en poco más de una semana se acumularon en la Fiscalía de Delitos Económicos de Mar del Plata 20 denuncias por estafa, que suman más de medio millón de dólares.

Azorados por la falta de respuesta del periodista y analista económico Daniel Viglione, aún escépticos, quienes le habían confiado sus ahorros demoraron en formalizar una denuncia. Pero cuando se dieron a conocer los primeros casos fue un sobrino suyo quien despejó todas las dudas: “Mi tío se llevó hasta los ahorros de la familia”, publicó en las redes sociales Agustín Viglione.

El tío Viglione desapareció en la tarde del 21 de octubre. Esa misma noche su familia hizo una denuncia en la Comisaría Octava por “averiguación de paradero” porque no había regresado a su casa: “Estaban al tanto de que no atravesaba un buen momento y estaban preocupados”, dijo una fuente judicial.

Viglione conducía su programa “Economy Geeks” en la repetidora de radio Mitre de Mar del Plata (www.mitremardelplata.com — FM 103.7) y tenía un blog (https://dviglione.blogspot.com.ar), donde daba informes y recetas financieras.

En el último mensaje “a la comunidad” que dejó en su canal de la web Listendat, el 17 de octubre, habló de “un proceso de cambios profundos”, de complicaciones que tenía “con la nueva compañía con la que estamos trabajando en Nueva York” y se refirió “a las peticiones concretas, reales, y absolutamente genuinas” que le estaban haciendo: sus clientes le estaban exigiendo que les restituyera su dinero.

Lo que sabe la Justicia, a partir de la denuncia de veinte personas, es que desde comienzos del otoño sus clientes comenzaron a reclamarle su plata. “Hacía una especie de intermediación, explicaba que invertía a través de un broker en el mercado de Forex, que operaba en la sucursal Nueva York del Banco de las Américas, que tenía un equipo allá. Pero lo que surge hasta acá es que no había cuentas en ningún lado”, contó a Clarín el fiscal de Delitos Económicos Fernando Berlingeri, que investiga el delito de defraudación.

En sus programas, Viglione hablaba de su propia labor como algo “que podemos definir como impecable, excepcional” en los últimos 14 años. Pero en la Fiscalía de Delitos Económicos se habían recibido hasta ayer las denuncias de clientes que le aportaron fuertes sumas de dólares al menos desde 2009.

El mínimo para acceder a sus servicios de inversión lo había establecido en 10 mil dólares, y ofrecía beneficios por encima del 30% anual. “Comenzaba de este modo, de poco iba ganándose la confianza de quien pretendía invertir, y lograba más dinero. Hay un caso de una mujer que desde 2009 le fue entregando sumas hasta completar 60 mil dólares y sólo pudo recuperar 2 mil”, dijo una fuente de la investigación. Al recibir el dinero, Viglione les entregaba a los “inversores” unos formularios, que ahora están en poder de la Justicia.

La Fiscalía sospecha que habrá más denuncias y que se superará el medio millón de dólares. Es que habría más ahorristas, quienes podrían haberle entregado dinero sin siquiera haber obtenido un recibo.

Los investigadores creen que Viglione habría realizado una estafa mediante el “esquema Ponzi”: a los primeros inversores se les pagan supuestos dividendos con lo que ponen los clientes que llegan después; las ganancias son tan jugosas que se corre el boca a boca y se multiplican los interesados. En algún momento, el autor del engaño deja de pagar “dividendos” y se queda con todo.

El fiscal Berlingeri investiga a Vigline por el presunto delito de defraudación, que contempla hasta 6 años de prisión, aunque si los casos se acumulan se le podrían sumar más años. La causa por averiguación de paradero está en poder de la fiscal Andrea Gómez. De su casa Viglione se llevó ropa y teléfonos celulares.

Su sobrino Agustín sigue publicando su bronca en Facebook: “Amigos, así es… mi tío se cagó en toda la familia”, escribió. Habló de más de 200 damnificados y amenazó: “Escondete bien, delincuente, que igual las vas a pagar”.

FUENTE: CLARIN

Acerca de Raúl Díaz

Ver también

En 90 días terminarían obra de puesta en valor de “plaza seca” en la Manzana Histórica

    Un plazo de ejecución de 90 días tiene la obra de refacción y …